Mi Rustico Amigo Tarpon Imprimir

Mi Rustico Amigo TarponTe voy a contar que me paso y que sentí en mi primer contacto saltwater... te voy a contar fundamentalmente sobre el contacto Tarpon…

Voy a tratar de ser sintético y trasmitir mis emociones dejando la terminología técnica de lado, ya que en estos casos marítimos del fly fishing hay veces que no te sirven de nada, cuando tenes a un pez grande y fuerte como un humano lleno de esteroides del otro lado de la línea, para que la ciencia querido!!! que dios te ayude y dale con todo lo que puedas, trabájalo bien, cánsate mucho y fundamentalmente que la calidad de tus equipos te ayude.

Hace poco un conocido de la pesca me invito a que acompañe a un grupo de de pescadores de los cuales algunos de ellos realizarían un trabajo fílmico sobre la pesca con mosca en el mar, tras idas y vueltas que voy que no voy, me decidí a ir, el lugar fijado era Jardines de la Reina en Cuba.

Tras llegar a la habana y hallarme en 1960 en un sistema económico precario pero de una dignidad como pocas veces vi, decidimos descansar para salir al día siguiente a los cayos.

Fue mi sorpresa al llegar la increíble estructura que tenia esa gente que operaba en la zona, un hotel flotante cinco estrellas con 8 embarcaciones dotadas con un generoso fuera borda cuatro tiempos al cual le sobraba potencia para empujarla, mas vale siempre que sobre y no falte, que te sobre motor en el agua es como que te sobre freno en tu reel pescando estos bichos, atento con eso que es lo mas importante del equipo.

Llego el día al fin y me levante como nene que va por primera ves a la cancha... de niño todo te sorprende y las distancias son gigantes... a medida que creces la vida te va achicando ese sentimiento... pero esa sensación de “niño asombrado” la volví a sentir, a pesar de vivir frente al río y trabajar de guía de pesca con mosca de dorados... estaba en éxtasis, todo era diferente... el agua y la vida, la hidrografía de esos cayos, el subsuelo marino infinitamente mas complejo que el lecho de mi querido Paraná o de los cientos de arroyos y ríos que he visto en mas de dos décadas como mosquero, no lo podía creer, no lo podía descifrar... uno hace un análisis previo cuando llega a un lugar, trata de leer el agua técnicamente, pero ahí olvídate de todo lo que aprendiste.

Mi Rustico Amigo Tarpon

Tuve el honor de subir primero a la plataforma... estábamos en una zona de mangles, yo con un equipo 10 que pesaba como un grisin y que en un levante un tendido te tiras una parva de metros... ya habiendo preguntado por menores al guía escuche de él... “Toti Toti a las 2”... y ahí lo vi al muchacho nadando plácidamente muy cerca de las raíces de esos increíbles árboles... mi tiro fue a tres metros después de su hocico sobre su trayectoria, deje la mosca dos segundos la moví apenas una ves y la deje quieta y el tipo acelero hacia ella sin demasiada velocidad, se la moví devuelta y fishhhh... tomo se dio vuelta y disparo saltado ahí nomás... malo, muy malo, este muchachito plateado... lo que hice fue quedarme quietito con la caña horizontal igual a lo que hago con los dorados grandes... pero la sensación fue diferente... sentí en ese momento la máxima y mas hermosa conexión con un pez nunca vivida por mi persona hasta ese momento... te lo puedo describir así, son de dos a tres segundos como mucho, que sentís como si te zamarreara “Flash” el hombre mas rápido del mundo, cuando sentí 220 volt en los brazos ahí lo solté, puse la caña a 10 grados con el freno del reel antes bien apretado y a correr... mi dios que es esto dije gritando... y eso era lo máximo... por lo menos para mi que deje los salmónidos y sus sutilezas hace años, tras pescarlos muchos, me volví rustico con mi querido dorado, pienso será por eso que disfrute tanto esa exagerada pesca de mas fuerza que técnica...  que locura que tenia dios mío había descubierto MI MECA  en la pesca con mosca.

Mi Rustico Amigo Tarpon

No te voy a contar los seis días intensos que viví, pesque 10 tarpones unos mas chicos otros mas grandes, también tuve conexión con Jack, Barracuda y una colosal conexión con un Bonito... te juro que eso empuja mas que todo, me doblo el anzuelo... ahora mira que casualidad esto, tuve conexión visual Bonefish una sola ves y no pude sacar ninguno... es que fue un día en el mar caribe me termine de volver un rustico mosquero pescador de tarpones.

Mi Rustico Amigo Tarpon

Nota: Discúlpame si no te sito la parte técnica, equipos, moscas, etc eso se lo dejo a otros, sobra información. Lo único que te aconsejo si queres conexión saltwater es que salvo con el Bonefish y el Permit... con el resto dejes las sutilezas en un cajón en tu casa. Buen viaje y buena pesca.


Sergio “Toti” Gomez.-

Algunas Fotos más...

Mi Rustico Amigo Tarpon

Mi Rustico Amigo Tarpon

Mi Rustico Amigo Tarpon